jueves, 14 de agosto de 2008

Brevedad..


Hay un espacio...
donde confluyen las huellas de las manos,
donde el sentir se aloja
entre las rodillas de la noche que inicia
con tu nombre en el cuello
y tu voz encima de la piel.

Hay un momento...
donde lo tibio se oculta tras tu oreja
y se esparce por la seda,
eterna conductora del calor.

La sobriedad de los amaneceres
se expulsa por tu ombligo...
hoy sólo queda la noche
-nuestra noche-
envuelta en un suspiro contenido.

Que callen los trenes..
que inmóviles queden las alas de los mirlos,
el paréntesis de tu abrazo cesará
cuando el tacto [incoloro] del sol
nos rompa la ventana.
alexa;)


4 comentarios:

TORMENT@171 dijo...

Niña me alegro que haya llegado la inspiracion.
Es una manera de saber que andas por aqui diciendo todo lo que tienes adentro guardado.
el poema tremendamente hermoso!
pasar por aqui, es deleitar mis ojos con tus letras.
cuidate mucho, besitos

Carlosdu dijo...

Que placentera lectura, me encanta tu forma de escribir y esas ideas que te generan colores y sabores.

Me ha gustado sobremanera la idea del sol (incoloro e insonoro) rompiendo las ventanas.

Ojala puedas visitarme, yo te enlazare para venir seguido por acá/allá.

alexa;) dijo...

gracias gra.. a veces un poco lejana peros siempre vuelvo aquí.. ya sabes el eterno rincon que nos cobija..
espero todo bien en tu vida.. te quiere

alexa;)

alexa;) dijo...

hola carlos...

a veces el sol rompe las ventanas y los paréntesis.. a veces los crea.. je je.. gracias por venir por acá.. ten por seguro que me daré una vuelta "por allá" je je

besos!

alexa;)